Vivienne Westwood no está nada contenta con el nuevo documental sobre su vida

06 / 02 / 2018
POR Natalia García

‘Westwood: Punk, Icon, Activist’ es el título que da nombre al proyecto y que la diseñadora ha criticado por no centrarse en su gran interés por el activismo.

 

 
A finales del año pasado, el calendario de la moda se marcaba con una fecha muy esperada. El 31 de marzo se estrena el documental que narra la vida y carrera de Vivienne Westwood. Un emblema del diseño donde los haya, pero también una mujer transgresora, activista, feminista, animalista e icono de toda una generación.

La diseñadora se merecía un homenaje y ella en principio lo recibió la noticia con alegría, pero tras haber visto la cinta, ahora no quiere vincularse a la película, titulada Westwood: Punk, Icon, Activist, de ninguna manera. En una declaración publicada en Twitter, el equipo de Westwood expresó su desilusión con el documental. Según la marca, el concepto original de la directora Lorna Tucker giraba en torno al ávido interés de Westwood en el activismo, pero la película final presenta “ni siquiera 5 minutos” sobre el tema; en su lugar, dicen que está compuesta principalmente de material de archivo. “Es una pena”, expresa la declaración.”La película es mediocre, y Vivienne y Andreas no lo son”.

La revista Dazed se ha puesto en contacto con Tucker, para saber su opinión al respecto, quien respondió con la siguiente declaración: “Vivienne sabe que tengo el mayor respeto por su activismo, que está integrado en la película como la fuerza impulsora apasionante de todo lo que hace. Como directora, quería hacer una película que atrajera a una gran audiencia global creando un retrato auténtico de un artista y activista. Estoy muy orgullosa de la película, y me siento honrada de que haya sido una de las 16 películas seleccionadas para la competencia en el prestigioso Festival de Cine de Sundance. Vivienne es una gran inspiración para mí, y espero que la audiencia se sienta igual que yo”.

En cualquier caso, tendremos que esperar hasta marzo para poder juzgar si es cierta la falta de activismo en el documental.