“Nerfeadas”, la serie documental que muestra el machismo en la industria de los video juegos

23 / 04 / 2020
POR Peña Fernández

A través de los testimonios de expertas en el campo, denuncia las situaciones que sufren las mujeres del sector: contrataciones sesgadas, salarios inferiores, acoso laboral y sexual, el techo de cristal o el síndrome del impostor, entre otras.

La serie documental “Nerfeadas” nace con el objetivo de mostrarnos, a partir de relatos en primera persona, el machismo enraizado en la industria de los videojuegos y la desigualdad y el trato injusto que sufren las mujeres que trabajan en el sector.

En el año 2018, Riot Games, la empresa detrás de League of Legends, el multijugador online más utilizado en todo el mundo, se vio envuelta en un escándalo cuando diez empleadas destaparon en Kotaku (medio especializado en videojuegos) la cultura machista que permitía el acoso laboral y sexual, la contratación sesgada y sueldos inferiores para ellas en puestos de misma responsabilidad. Tras la demanda interpuesta por las afectadas, se acordó indemnizarlas por discriminación de género con 10 millones de dólares.

Una victoria que, sin embargo, es insuficiente pues Riot Games no es  un caso aislado y la situación denunciada se extiende a la realidad general del sector. Hay mucho que hacer aún y para dar respuesta y ofrecer una visión real de la problemática, nace la iniciativa de “Nerfeadas”, la serie documental autofinanciada (puedes apoyar el proyecto en Ko-fi) creada por Marina Amores con guión de Marta Trivi.

En un total de 10 capítulos, emitidos de forma bimensual, más de veinte expertas en el campo (desarrolladoras, ilustradoras, traductoras…) denuncian el acoso y la desigualdad dentro de la industria a partir de sus propias experiencias. Muchas de ellas, ya habían prestado su testimonio en el libro¡Protesto!” que afrontaba el mundo de los videojuegos desde una perspectiva de género, la idea de llevarlo a un formato diferente, al audiovisual, tiene el objetivo de acercarse a ese público especialmente interesado en el tema, utilizando el medio al que este público recurre: YouTube.

Ya en su primer capítulo se tratan temas como el acoso laboral, el techo de cristal, el trato paternalista, el cuestionar continuamente la valía de ellas y lo que se ha denominado como “el síndrome del impostor” que, tal y como explica la programadora Marta Aguilera, es “sentir que estás engañando a todo el mundo y que no eres válida. Que estás ahí por suerte y en la siguiente tarea van a descubrir que realmente no sabes programar”.

Las mujeres dentro del sector sienten la presión de tener que demostrar continuamente que tienen el conocimiento para merecer estar en ese lugar

Otra problemática tratada es “el silencio de la mayoría” que lleva a que quien denuncia tras sufrir una de las situaciones enumeradas se sienta desamparada, ya que aunque los compañeros no le quiten la razón, no hay un apoyo manifiesto, se queda sola. Esta situación lleva a muchas a renunciar a sus trabajos y a atribuir el dolor a los videojuegos que terminan, tristemente, odiando.

“Nerfeadas” es una serie para que los apasionados del mundo de los videojuegos, se acerquen a esta realidad desde una perspectiva de género, teniendo un especial interés para aquellas mujeres con la intención de desarrollar su carrera en el sector, pero también para cualquier persona interesada en feminismo, ya que, aunque de forma aseverada, el machismo y la desigualdad de la industria de los videojuegos, desafortunadamente, es una situación que se extiende a los demás campos profesionales.