Bea Gaspar: “Criamos en tribu”

15 / 07 / 2019
POR Daniela Calderón

La creadora de ‘Con Botas de Agua’ es el ejemplo perfecto de cómo la maternidad puede ser un disparador de creatividad y nuevas inquietudes. 

Fotografía cortesía de Con Botas de Agua

Bea Gaspar tenía una fructífera carrera en el mundo de la comunicación cuando en 2010, el nacimiento de su hija Martina creó en ella la necesidad de compartir su experiencia como madre y de explorar las nuevas inquietudes que venían de la mano con su recién estrenada maternidad.

Así nace su blog, ‘Con Botas de Agua’, un espacio que evoluciona a la par que su creadora con el objetivo, no solo de compartir sus propias reflexiones, sino como herramienta para conocer y mostrar a personas con distintos intereses y estilos de vida que también tienen ideas que compartir.

Además de la creación del blog, su interés por la fotografía se transformó en su mayor pasión, lo cual se reflejó en sus diarios fotográfico y la ha llevado a colaborar con diversas firmas de moda infantil, una de ellas Mango Kids.

Ya en 2013, la llegada de Lola, su segunda hija, vino de la mano con una nueva aventura para Beatriz: Hello! Creatividad. Se trata de una escuela on-line donde compartir sus habilidades con cualquier persona que, como ella, haya sentido la llamada para atreverse con nuevos retos y nuevas formas de comunicar.

Hablamos con Bea Gaspar para saber más sobre su historia, cómo la maternidad cambió su vida y la gente maravillosa a la que ha conocido por el camino.

Fotografía cortesía de Con Botas de Agua

¿Cómo nació la idea de crear tu blog, ‘Con botas de Agua’?

Nació cuando tuve a mi primera hija Martina. Buscaba un lugar propio donde poder crear, contar cosas que iba viviendo como madre, planes que hacíamos, decoración, manualidades. Era un popurrí de cosas, pero siempre muy centrado en nosotras. Disfrutaba muchísimo creando el contenido. Seguía muchos blogs, sobre todo americanos, que me inspiraban mucho, y pensé que quizá era algo que yo también podía hacer. Y me lancé a por ello.

Al principio, en él solo retratabas tu perspectiva de la maternidad, pero más tarde, decidiste incluir historias de personas que te resultaban inspiradoras. ¿A qué se debe este cambio de rumbo?

Las niñas empezaban a ser cada vez más mayores y ya no me apetecía tanto seguir compartiendo cosas nuestras. Llegó un momento en que hablar solo de nosotros se me quedaba pequeño. Con la cantidad de gente interesante que hay, ¿por qué centrarnos solo en nosotros? Decidí abrir el blog a gente con la que me iba cruzando en el camino y que creía que tenía algo que aportar. La fotografía había adquirido cada vez más peso en el blog, y descubrí que me encantaba fotografiar historias de otros. Fui haciendo poco a poco la transición, incluyendo la sección de casas, de cocina, backstage… Y el salto final lo di con un rediseño total del blog, incluído nuevo logo, para demostrar que CBDA se había hecho mayor y ya no era solo cosa de niños.

¿Cómo eliges las historias que cuentas en tu blog?

Por las personas que voy conociendo. Normalmente no salgo a buscarlas, sino que son fruto de algún encuentro, algún viaje, un amigo en común, un proyecto… Las más personales suelen estar centradas en viajes que hacemos o reflexiones que me planteo “en voz alta”.

Fotografía cortesía de Con Botas de Agua

¿De qué forma te inspiran tus hijas y cómo se refleja esto en tu trabajo?

Mis hijas han sido y son mi principal fuente de inspiración y sé que lo seguirán siendo. El blog existe por ellas, por Martina especialmente que fue la primera en llegar. El mundo de los niños, su forma de verlo, de entenderlo y de vivirlo es apasionante. Podría sacar mil ideas solo observando a mis hijas durante una semana. Ellas y sus inquietudes me llevan a plantearme secciones en el blog, que no se me habían pasado por la cabeza como The Gang, en la que hablo con niños y sus pasiones. Es una sección que lancé cuando me di cuenta que cuando estaban con algún niño con una pasión muy clara por algo, indirectamente se la contagiaban. Y querían saber más, practicar, ser como ellos… Y me pareció precioso poder compartir las pasiones de muchos niños y que contagiaran a otros y demostrar también a los mayores todo lo que pueden conseguir cuando le ponen ganas e ilusión. Para el próximo curso quiero volver con un montón de historias más.

¿Qué crees que aporta tu blog a otras madres o futuras mamás que lo lean?

Ilusión. Porque así es como vivo yo la maternidad. La disfruto mucho y me gusta ver todo lo bueno que hay en ella, obviando que todos sabemos que no siempre es un camino de rosas. Pero yo me quedo con lo bueno, y mi blog y mi perfil de Instagram creo que es un chute de motivación, inspiración e ilusión, sin ser cargante. ¡O al menos eso espero!

¿Cómo afectó la maternidad a tu visión creativa?

De manera muy positiva. Y de ahí surgió el blog, Con botas de agua, y con la llegada de Lola, una empresa, Hello! Creatividad. Y activó todavía más mi pasión por la fotografía. Algo que, a día de hoy, es de las cosas que más disfruto haciendo.

¿Qué es lo más positivo que te ha aportado la experiencia de ser madre? ¿Y lo más negativo?

Positivo imposible quedarse con una sola cosa. Quizá el volverme una persona con más inquietudes, con ganas de seguir aprendiendo y con una visión más rica y amplia de la vida.  Me abrió mucho más los ojos.

Lo negativo, el miedo. Ese miedo que aparece cuando nacen y ya nunca se va. El miedo a que les pase algo, a perderlas, a saber si estás haciendo lo correcto…

 

Fotografía cortesía de Con Botas de Agua

Convertirse en madre es una experiencia maravillosa pero que puede dar vértigo a muchas personas. ¿Cómo viviste tú ese momento de cambio en tu vida?

Reconozco que a mí personalmente nunca me dio vértigo. Era algo que soñaba desde que era pequeña. He estado siempre en contacto con muchos niños. Tengo dos hermanos pequeños y muchíiiisimos primos, a los que he visto crecer, he cuidado y he visto a mi madre y a mis tías criar. No me imponía el hecho de tener un hijo y era consciente del paso que daba cuando lo di. Creo que la clave está en disfrutar conscientemente todas las etapas de tu vida. Cuando decidimos tener a nuestra primera hija, sabíamos que todo cambiaría, pero los asumíamos y queríamos vivir esa nueva etapa.

Viví ese cambió con muchísima ilusión. Para mí ser madre, me ha cambiado para bien y lo disfruto mucho. Quizá porque tengo la suerte de no haber perdido mi identidad como mujer. Tengo mucha libertad para seguir haciendo planes sola, en pareja, con amigos, de poder trabajar en algo que me gusta… Y todo es gracias al apoyo de nuestras familias. Se puede decir que criamos en “tribu” porque siempre tengo muchas manos dispuestas a ayudar, quedarse con ellas o lo que sea necesario. Y eso lo es todo para mí. Soy consciente de la suerte que tengo.

Antes de dedicarte al mundo del blogging, trabajabas en el sector de la comunicación de moda. ¿Cómo era compaginar tu vida en familia con un empleo fuera de casa?

Me encantaba mi trabajo, pero quizá lo que peor llevaba eran los horarios. Llegaba a casa tarde y el hecho de que no poder disfrutar de ella lo suficiente, me pesaba.

Y era algo egoísta, es decir, no me pesaba por ella, ella estaba feliz con mis padres, era por mi. Era yo la quería pasar las tardes con ella, no quería “perdérmela”. Y digo ella, porque esa situación la viví con mi primera hija, con la segunda ya me lancé a crear mi propia empresa, Hello! Creatividad y así pude gestionarme los horarios a mi gusto según nuestras necesidades familiares y profesionales.

¿Cómo haces para conciliar tu vida familiar con a profesional? ¿Qué es lo más difícil?

Al tener empresa propia, lo más difícil quizá sea desconectar, pero la conciliación la llevo bien. Las tardes se las dedico a ellas, y las mañanas y muchas noches, a trabajar. Igualmente en nuestra casa la conciliación es cosa de dos, y tengo la suerte de tener una persona a mi lado con la que compartir y repartir el peso de todas las tareas familiares por igual.

Como te decía antes, para mí uno de los éxitos de la maternidad está en un buen trabajo en equipo en todos los sentidos. Y yo siento que tengo un gran equipo a mi alrededor que hace que todo fluya.

¿Cómo te imaginas que hubiera sido tu vida si no hubieras tenido hijas?

¡Tendría la habitación más grande para mí! jajaja

¿De qué manera fomentas en ellas la creatividad?

De muchas maneras, pero a nivel más global creo que dejándoles ser ellas mismas y apoyando mucho sus inquietudes. Les doy mucha libertad e independencia. Han jugado mucho solas desde pequeñas y lo siguen haciendo. Tratamos siempre de no meternos en sus juegos y las dejamos mucho a su bola la gran parte del tiempo. Es cierto que hacemos manualidades, experimentos, leemos, y jugamos a juegos de mesa juntos, muchas veces, pero la gran parte del tiempo dejamos que se entretengan solas y sin tecnología.

Y trato de darles libertad (con límites) pero que sientan que pueden utilizar lo que tienen a su alrededor a su favor. Les pongo a su disposición un montón de herramientas a su alcance para que las utilicen como quieran y les acompaño y apoyo mucho en sus inquietudes.

Si hay algo que sé que les gusta mucho, les motivo para que sigan descubriendo y haciendo crecer esa pasión.

 

Fotografía cortesía de Con Botas de Agua

Hello! Creatividad Es tu proyecto junto a Mar Ramos y María Alonso. ¿Cómo surge la idea de emprender juntas esta aventura?

Surge de nuestra necesidad como madres, de querer seguir aprendiendo pero con el inconveniente de que cada vez teníamos mucho menos tiempo. Hacíamos cursos online fuera porque podíamos hacerlos en los ratitos que íbamos sacando, a nuestro ritmo, desde donde quisiéramos y vimos que era algo que aquí en España todavía no estaba muy desarrollado, así que nos lanzamos a crear nuestra propia plataforma de cursos online en español. Para todos aquellos que, como nosotras, quieren seguir aprendiendo pero no tienen mucho tiempo. Y creamos no solo una plataforma llena de cursos online para aprender, sino una comunidad de gente con inquietudes afines que es el gran motor de Hello! Creatividad.

¿Por qué crees que es importante que existan propuestas como Hello! Creatividad?

Porque cada vez tenemos menos tiempo y se agradece tener una buena opción de formación online que te permita seguir aprendiendo a tu ritmo, cuando y donde quieras.

Porque la cercanía es fundamental. A las personas nos gusta aprender de la experiencia de otras personas, y eso es lo que hace realmente única a Hello! Creatividad. Personas enseñando a personas todo lo que saben de una determinada materia, de una manera cercana, personal, y basada en la experiencia, y eso es muy enriquecedor.

Nos importan las personas a ambos lados de la pantalla y nos gusta rodearnos de gente generosa que ama lo que hace y a la que no le importa compartir lo aprendido con los demás.

¿Cuáles son los próximos pasos en tus proyectos?

Con Hello! Creatividad queremos llegar a Latinoamérica y a nivel personal, con CBDA, quiero volver con fuerza al blog, con nuevas historias que contar, desarrollar un podcast muy especial al que todavía estoy dando forma y hacer proyectos de fotografía. Casi nada, jaja.