‘Lola’, el sujetador post-mastectomía que reivindica la libertad

01 / 10 / 2019
POR David Alarcón

La iniciativa promovida por Teta & Teta busca aumentar el número de opciones a elegir entre las mujeres de un solo pecho, ofreciéndoles sujetadores con una única copa.

 

Todo surgió a raíz de un mensaje de Instagram. Idoia, creadora del blog Tócate las Tetas, acababa de someterse a una mastectomía cuando se dio cuenta de que encontrar sujetadores de una sola copa resultaba más difícil de lo que pensaba. Fue entonces cuando se puso en contacto con Teta & Teta en busca de ayuda,  una marca sin ánimo de lucro que reivindica la libertad femenina y el movimiento #FreeTheNipple.

Indagaron en la red, pero lo único que se ofertaba eran sujetadores de dos copas, una de ellas con prótesis. Ante la falta de resultados, la asociación feminista decidió emprender un proyecto propio que diese una solución al problema. Así nació ‘Lola’, un prototipo de sujetador pensado para aquellas mujeres que deciden no someterse a una reconstrucción tras la mastectomía ni quieren prótesis en su día a día.

Aunque ‘Lola’ no sea aún una realidad, Teta & Teta ya se encuentra trabajando vertiginosamente en su desarrollo. Para ello cuenta con la ayuda de Aniela Parys, una marca de lencería sostenible afincada en Barcelona. Noelia Morales, alma máter de  ‘Anna Bonny’, también se ha implicado en la iniciativa . La propuesta de parches para mastectomía impulsada por Morales se alzaba este mismo año con el ‘Gran Premio de Accesorios de Moda Swarovski’ en Hyères, como contamos hace unos meses en este artículo. Una muestra del talento y la capacidad de la joven creadora, involucrada de lleno en la materialización del boceto.

“La persona que hay detrás de Anna Bonny, Noelia, fue la primera a la que escribimos preguntando si conocía alguna marca de sujetadores uniteta o que los vendiera. La seguíamos y admirábamos desde hacía tiempo. Enseguida se ofreció a ayudarnos y a ser parte del proyecto” nos comenta María Rufilanchas, creadora de Teta & Teta, al ser preguntada por cómo nació la colaboración entre las 3 mujeres. Respecto a Aniela Parys, confiesa “La idea desde el principio fue liar a una marca de lencería. Anyela Parys es una. Lencería slow para seguir con nuestra filosofía de producción ética. Escribimos a Aniela, la invitamos al baile y aceptó”.

Pero, más allá de la participación de diseñadores y marcas, es la colaboración ciudadana lo que resulta vital para la consecución del proyecto. Para ello, Teta & Teta ha organizado un crowdfunding a través del cual todos los interesados pueden contribuir a financiarlo a través de este enlace. Mientras, el ritmo de actividad es frenético, y es que la entrega y distribución del primer lote se prevé para Febrero-Marzo de 2020. Un lote inicial de 30 sujetadores, 30 bragas y 30 bodies, resultado de un largo proceso de investigación, diseño y desarrollo.

Este primer paso ayudará a consolidar una nueva opción en el mercado para aquellas mujeres que optan por no reconstruirse tras la mastectomía, en torno al 70% del total. Y también contribuirá a visibilizar una realidad de la cual aún cuesta hablar, según nos cuenta María “Siempre estoy buscando mujeres que se presten a contarme su historia para poder compartirla en Teta & Teta, pero me cuesta encontrar. Como Idoia no hay muchas mujeres, al menos no se nos han cruzado en el camino o no han contestado a nuestros mensajes”. Según ella, para que las mujeres den el paso y compartan sus vivencias sería necesario un cambio de mentalidad generalizado “Creo que todavía hay mucha incomodidad , una mutilación sigue siendo una mutilación de la feminidad para la sociedad y para los médicos. Pero no tengo ni idea. También es verdad que la censura de Instagram no ayuda, tengas una teta o dos, si la(s) sacas sin tapar, te eliminan la publicación”.