Mujeres con poderes cegadores

14 / 07 / 2021
POR Marisa Fatás

¿Existen hechiceras cuyas influencias son mortales? Algunos medios de comunicación así lo creen. La narrativa de la caza de brujas se actualiza en pleno siglo XXI.

Foto: Jouke Bos

Es probable que el asesinato de Samuel no fuera por razones homófobas, apuntaban los investigadores. El argumento esgrimido: además de maricón, también le llamaron subnormal. ¿Indicios de peso? Quizá para aquellas personas que se niegan a quitarse el velo.

También es posible, según un diario de tirada nacional, que el principal agresor de Samuel actuara “cegado” por la influencia de su novia. ¿Cómo obtuvo ella el poder sobrenatural de controlar la voluntad ajena? ¿Un pacto con el diablo? El cuento de Adán y Eva, la tentación, la serpiente y la manzana, sigue coleando en nuestras vidas cotidianas.

Los mismos medios y voceros que cuestionan la homofobia como móvil del doloroso asesinato, proponen la brujería como verdadera causa. Es desconcertante y desesperanzador ver cómo les están legitimando.

Se pone sobre la mesa una resistencia infinita en el tiempo a no llamar a las cosas por su nombre. Y a normalizar la violencia hacia todos “los otros” colectivos que están al margen del poder, ya sea por raza, clase, orientación sexual o género. Los discursos tóxicos alentando el odio desde el púlpito político de la extrema derecha aumentan las agresiones día a día.

Esos que conocemos como “los normales” -los asesinos y los que los defienden- se agarran a unos privilegios antes invisibles y que ahora peligran. Los tribunales, la prensa y la educación deben hacer su trabajo contra la violencia disciplinaria. También todxs nosotrxs, llamando por su nombre a la verdad: homofobia sistémica y rechazo de lo femenino avalados por los poderes políticos e informativos de la heteronormatividad hegemónica.