Cómo hacer frente al futuro incierto de la moda

28 / 12 / 2020
POR Nuria Miralles

Colecciones reducidas, creación de experiencias y factor sorpresa. El informe anual “The State of Fashion 2021” nos revela que flexibilidad y agilidad serán las claves para poder avanzar en el sector.

Imaxtree

Casi superado el año, podemos decir que en el 2020 todo cambió. Modificamos la forma de relacionarnos, los encuentros, nuestras prioridades, nos adaptamos a las tendencias, al #becomfy y a estar en casa. El mundo de la moda sufrió su peor año: casi tres cuartas partes de las empresas finalizaron el año con pérdidas. El comportamiento de los consumidores se alteró, las cadenas de suministro se vieron interrumpidas y el sector tuvo que adaptarse a la nueva situación. Sin embargo, este año inquieto y el futuro incierto ha conseguido que, tanto las empresas como nosotros mismos, consigamos buscar y encontrar la luz.

El quinto informe anual sobre el estado de la moda de The Business of Fashion y McKinsey & Company pronostica que, el próximo año tampoco será fácil. Visto el peligro al que la industria se encuentra sometido, “The State of Fashion 2021” nos aclara las empresas textiles deben adaptar sus estrategias para conseguir adaptarse al entorno. En palabras del propio informe: “Implementa la “estrategia de luces plateadas”, lo que vendría a ser conseguir relucir en los momentos de máxima incertidumbre. La flexibilidad y la agilidad serán dos de las claves que conseguirán hacer que las empresas sepan gestionar los cambios.

Como ya sabemos, la actitud del consumidor es diferente. Por ello, de cara al futuro, según el estudio, el sector debería fijar sus metas mucho más allá para conseguir destacar y sorprender al público. Crear experiencias que hagan partícipe al consumidor, estrategias novedosas para el lanzamiento de las colecciones y productos o centrarse en las colecciones reducidas en lugar de la producción en volumen, son algunas de las soluciones que plantea “The State of Fashion 2021”.

Para entender un poco mejor la agenda del sector en 2021, el informe nos marca 10 ítems a tener en cuenta para un futuro no tan lejano. Saber convivir con el virus es la idea que encabeza esta lista. Las empresas han de reconfigurarse y saber tomar decisiones de una manera más rápida. Otra de las ideas es el sprint digital. Los consumidores se han acostumbrado a vivir online por lo que, los protagonistas de la moda deberán optimizar estas experiencias. La revolución laboral es el último factor de la lista. Una idea que nace del cambio en la forma de trabajo y que impulsa a los líderes a inculcar un mayor sentido de pertenencia a sus empleados.

Estos son algunos de los puntos que “The State of Fashion 2021” recopila. Puedes leer el artículo entero aquí y sacar tus propias conclusiones sobre cómo afrontará la moda el nuevo año.

_