#MUJERESPORCARTA

27 / 10 / 2020
POR Nerea Sánchez

Un proyecto que celebra a mujeres destacadas de la historia a través de creativas epístolas en las que se incluyen textos, collages o fotografías.

Carta, collage y e infusiones forman parte de este #mujeresporcarta sobre la autora de ‘El segundo sexo’, Simone de Beauvoir. Publicación de: @mirandarpaz

 

Al introducir en el buscador de Instagram #mujeresporcarta, aparecen cerca de 500 publicaciones. Entre ellas encontramos textos, dibujos, collages y objetos variopintos reunidos en torno a una temática esencial: dar a conocer mujeres que hayan destacado y merezcan un espacio propio en la Historia. Esta difusión en redes sociales solo es, sin embargo, el último eslabón de una cadena formada por una comunidad postal que crece desde hace algo más de dos años. Cada mes, toda aquella persona que quiera participar, se convierte simultáneamente en remitente y destinatario del legado de una mujer excepcional en su disciplina. A continuación, hablamos con, @laurabmoon, creadora de esta iniciativa que ya se ha extendido por distintos países de América Latina y Europa. 

Carta sobre Lee Miller, modelo, fotógrafa y corresponsal de guerra. Publicación de @eri.the.reader

 

¿Por qué el formato carta de papel en tiempos digitales? 

Pura nostalgia, supongo. Somos muchxs lxs que echamos de menos recibir correo postal (más allá de facturas o propaganda) y creo que eso fue un gran atractivo para que la gente se uniese a la iniciativa cuando la propuse. De hecho, todo el mundo destaca desde el comienzo la ilusión que hace esperar esa carta mensual en el buzón. También creo que el hecho de usar papel te obliga a pausar un poco, tanto a la hora de preparar el envío como a la hora de recibirlo. No es algo que vaya a llegarte al mail y vayas a leer en el autobús de camino al trabajo; te llega la carta y te tomas tu tiempo al abrirla, leerla, tocarla, descubrir las cosas “extra” que incluye el sobre… Lo mismo al preparar la que tú envías. 

Carta sobre Audre Lorde, “negralesbiana, madre, guerrera, poeta”. Emisora: @montanadelibros, receptora @gem30a 

 

¿Hay perfiles concretos de mujeres a visibilizar, o se puede escribir una carta sobre cualquier personaje? 

Sí y no; sí que se puede escribir de cualquier mujer; da igual que haya sido, pintora, escritora, farmacéutica… la cosa es que haya destacado en algún ámbito o de alguna manera. Fue una manera de intentar acotarlo un poco y también de que todo el mundo estuviese interesado. Al fin y al cabo, son muchísimas las mujeres que desconocemos, a pesar de haber tenido un papel fundamental en la historia. Porque la Historia oficial pocas veces ha reconocido (y recogido) ese papel. En ese sentido, pues la verdad es que no está pensado para que escribas una carta sobre tu abuela (siendo yo la mayor fan de las abuelas y de la mía en especial, jaja) a no ser que tu abuela haya destacado en algún ámbito de manera sobresaliente. 

Carta sobre la filósofa francesa Simone Weil.  Emisora: @amalia___flores, Receptora: @elsmarfer 

 

¿De dónde viene la idea de que tanto la persona emisora como la receptora de las cartas sean desconocidas entre sí?  

Me parece el sistema más justo. No puedes escoger a quién le envías ni quién te envía, y eso garantiza una mayor igualdad entre lxs participantes; sin favoritismos, cuestiones de popularidad… También es la manera de poner en contacto a personas muy diferentes entre sí, y además se une el factor sorpresa.

Llama la atención el nivel de esmero de las cartas, algunas son verdaderos collages con fotos, dibujo, texto, objetos… ¿A qué piensas que se debe? ¿Ha ayudado esa estetización de las cartas a su difusión en redes sociales? 

Creo que tiene que ver con dos cosas; en primer lugar, la mayoría de lxs participantes dedican bastante tiempo a preparar sus cartas y disfrutan del proceso; muchas veces recuperando aficiones perdidas como la del dibujo o el collage. El hecho de que no haya demasiadas postales a la venta dedicadas a mujeres destacadas nos ha obligado a ponernos creativas y sé que muchas lo han agradecido. De ahí que disfrutemos tanto al preparar nuestro envío como al recibir el que nos envían. Por otro lado, creo que también tiene que ver con las redes que se tejen entre unas y otras y las ganas que todas tenemos de cuidar y mimar a nuestra destinataria.

Y respondiendo a la otra pregunta supongo que sí, que el hecho de ver cartas bonitas ha animado a otras personas a unirse, porque al final, cada mes se apuntan nuevas personas al ver los envíos que se han ido haciendo. Se nota especialmente cuando son envíos de los que llaman la atención. Dicho esto, aquí lo importante es visibilizar mujeres, y nadie debería quedarse fuera por considerarse poco hábil con las manualidades y por supuesto, nadie debería compararse con otras personas ni con otros envíos.

Carta sobre la vida y obra de Teresa de Cartagena, acompañada por regalos de su remitente. Emisora: @julieta.ox, Receptora:@paperdreams55

 

¿Qué tipo de comunidad se ha creado? ¿Qué redes se forman entre las lectoras?

Es muy bonito lo que ha surgido y los lazos que se han ido creando entre todas; se nota muchísimo las ganas que unas y otras tienen de cuidarse entre sí. Es bonito, también, ver cómo se recomiendan lecturas, películas, documentales… cómo alguien se esfuerza por conocerte cuando te envía la carta… Sé que han surgido amistades y que muchas personas han encontrado personas afines con las que interactuar en redes.

Actualmente, estamos asistiendo a un boom editorial de escritoras en comparación con la escasez de mujeres publicadas en épocas anteriores. ¿En qué medida puede ayudar esta correspondencia a las poetas, novelistas o ensayistas que hoy se proponen publicar? 

Es una pregunta un poco compleja; supongo que puede animar a las creadoras actuales al ver que hay una demanda y un interés vivo por “consumir” obras realizadas por autoras. En relación con esto, me consta que hay escritoras e ilustradoras que participan en el proyecto que muchas veces además de la postal dedicada a la mujer que hayan elegido compartir incluyen su propio trabajo (ya sea su libro, sus ilustraciones…) y en ese sentido es una manera más de dar a conocer su propia obra. 

¿Puedes hablarnos de alguna o algunas de las cartas que más te han gustado?

Recuerdo muchas con mucho cariño; la primera que yo envié, por ejemplo, que además fue diseñada por mi marido y no por mí y que sé que su receptora guarda con cariño enmarcada. También muchas de las que yo he recibido; sobre todo aquellas en las que me he sentido “cuidada”. La verdad es que recuerdo muchas de las que he visto y muchas de las historias que había detrás; como la de dos mujeres que vivían en la misma zona y la entrega acabó realizándose en mano por sorpresa para su destinataria y felicidad de ambas.

Carta sobre la poeta y novelista sueva Karin Boye. Emisora: @mequedepatidifusa, Receptora: @elsmarfer 

 

Aprovechando que este es el mes de las escritoras, ¿nos recomiendas alguna autora?

Uf, qué difícil quedarse solo con algunas… Virginia Woolf es una de mis favoritísimas sin duda. Voy a decir también a Cristina Sánchez-Andrade porque últimamente he estado pensando mucho en sus libros de nuevo, Elena Poniatowska, Irene Solà, Bernardine Evaristo, Angela Carter, las Brontë, Emilia Pardo Bazán, Mary Shelley… Y el libro “How to do nothing”, de Jenny Odell, sobre cómo resistirse a la economía de la atención.

Carta sobre Virginia Woolf. Emisora: @laurabmoon, Receptora: @ghostworld88

 

Hay un ‘Mujeres por carta’ en Argentina inspirado en el de aquí. ¿Hasta dónde te gustaría que llegara este proyecto? ¿Tiene fecha de caducidad? 

Sí, también funciona muy bien en Francia y sé que en otros países de América Latina también se ha puesto en marcha. Lo último que me han comentado es la idea de replicarlo también en Italia. Es bonito ver cómo sale de España y va creciendo. Que crezca todo lo que pueda y quiera. De momento no tiene fecha de caducidad y eso es gracias a Elisa (@elsmarfer), que aceptó echarme una mano cuando yo no podía, por tiempo, gestionarlo como quería.